En Cadena Xeneize, Jorge Comas rompió el silencio: “Di la vida por Boca”

El exgoleador xeneize se entregó a una entrevista de más de tres horas donde habló de todo: su vida en México, su familia, su paso por Boca, su emblemático corte de pelo y decenas de anécdotas.

Ídolo para una generación que creció en un contexto de un Boca de “vacas flacas” y éxitos lejanos. Sus goles, su corte de pelo, su carisma, dejaron marcado a fuego al hincha pese a no ganar títulos con la camiseta azul y oro. Con 126 partidos disputados y 63 goles supo ganarse un lugar en la historia. Figurita difícil para entrevistar, Conectados por Boca logró que Jorge Alberto Comas rompa el silencio con la prensa argentina después de dos décadas.

“Todos me ligan con una vida mala, dicen que soy borracho, drogadicto. Y ni fumo. Todos me hacen preguntas malas, por eso no daba notas”, dispara el exgoleador desde Veracruz, donde vive hace más de 20 años.

Y enseguida se palpa que tenía mucho que contar: para poder hacer la entrevista viajó más de tres horas desde un campo hasta el centro de Veracruz, donde lo estaba esperando su amigo y abogado Arturo Domínguez, en un lugar con notebook y conexión a Internet.

¿Y cómo vive “Comitas” en México? “Hace 20 años que no vuelvo a la Argentina. Yo me dediqué a otras cosas. Los futbolistas no tenemos jubilación. Vivo al día. Me encanta trabajar. Tengo propiedades, pero se las dejé a mis hijos. A veces tengo plata y a veces no”, explica y agrega a corazón abierto: “Algunos hijos te sacan propiedades, otros creen que uno es tonto y se abusan. Yo le dejé las propiedades a la madre de mis hijos. Yo tengo que seguir luchando, vivo con poco”.

Para el que no lo vio jugar en vivo y en directo, Comas fue un puntero izquierdo, zurdo y goleador, rápido, de buen remate, que también podía bajar para ser lanzador. Nacido en 1960 en la ciudad de Paraná, debutó en Colón. Luego tuvo su paso por Vélez y en 1986 desembarcó en Boca.

“Les voy a contar algo” anuncia enigmáticamente. “Murió mi padre y me retiré del fútbol. Pero un primo mío hizo el pase con Carlos Heller. Yo no sabía nada. Llegar a Boca desde Vélez, llegar al mejor equipo del mundo. Tenías que pasar de 0 a 1000”, explica. “En el momento más difícil de mi vida, que fue la muerte de mi padre, apareció Boca y me dio fuerzas. Cuando llegué a Boca, reviví. Boca lo hizo. Es el equipo más hermoso de este mundo. Por eso, a todos los futbolistas les deseo que jueguen en Boca”, se emociona el exgoleador.

“Di la vida por Boca, sabía que el club me iba a ayudar. Lo digo hoy y siempre ´Gracias Boca de mi vida por todo lo que me diste´. Pasamos momentos muy malos, pero nosotros dimos la vida por Boca. Nosotros queríamos ganar un campeonato porque fuimos pioneros de Batistuta, Latorre, Caniggia, Maradona. Para ellos fue más fácil. Nosotros no cobrábamos. Pero el día del partido dejábamos todo. Mucha gente no lo sabe. Insisto: dimos la vida por Boca”, exclama.

“No tuvimos la suerte de salir campeones. Pero dimos la vida por Boca, eso lo tengo muy claro. Yo vendía camperas en la semana porque en Boca no cobraba. Y cada vez que tenía que ir a entrenar en La Candela era un gasto enorme tener que cargar nafta”, agrega.

En un momento, la charla derivó a su presente en México.  “Hace 20 años que vivo solo, lo más importante que aprendí es a llorar y a reir. Hay que hablar con Dios de corazón a corazón. La soledad no es mala, es la mejor flor que tiene Dios para el ser humano”, explicó. Y profundizó:  “La madre de mis hijos se fue con otro hombre. Me hubiera gustado estar con ella. Cuando se fue estuve cinco años tirado. Ahí aprendí el camino de Dios, a leer la Biblia, a ser servicial. Cuando te quedás solo la parte celestial te echa la mano.  Lo más hermoso de una persona es que llegue a la vejez con alegría y con amor. Ya tengo 60 años”.

¿En qué lugar de México estás actualmente?

“Hace cuatro años que vivo acá en Veracruz,  que tiene mar, la gente es muy amable, servicial. Me saludan 30 personas por día. No hay violencia. Acá les gusta la música, no anda con cosas malas. En otros lugares, sí hay violencia”.

Promediando el programa se sumó su ex compañero de aquellos años Alfredo Graciani, con quien no hablaba desde hacía 20 años.  “Graciani era más rápido que Caniggia. La diferencia es que Cani era rubio y lindo, Alfredo era morocho y narigón (risas)”, disparó Comitas. “Lástima que no tuvimos la suerte de caer en un Boca campeón”, agregó.  “La deuda de Boca me la pagó Veracruz. Agradezco a Dios haber venido a México. Apenas llegué pedí que lo contraten a Graciani, pero Boca no quiso largarlo. Siempre me gustó jugar con Alfredo”.

Bilardo

“Bilardo me llamó a la Selección pero nunca me quiso. Un día me mostró una nota que habíamos hecho en El Gráfico en la que pedíamos wines. Yo no quería estar en La Selección., no me sentía cómodo. La madre de mis hijos me dijo que no podía desaprovechar esa oportunidad. Bilardo achicaba de frente y Menotti para los costados. Menotti era puro fútbol y con Bilardo volabas por el entrenamiento”.

Su hermano jugador

“Nunca tuve buena relación con mi hermano Juan Ramón, nunca fuimos compatibles”

Guillermo Barros Schelotto

“No estoy muy ligado con el deporte. Yo, con todo respeto te lo digo, el mejor futbolista que he visto fue Guillermo Barros Schelotto.  Se merece estar en EE.UU. ahí lo quieren. Le dio mucho a Boca, dio la vida por Boca. Será bueno o mal entrenador, pero ni el Heber Mastrángelo hizo lo de Guillermo. Espero que la gente de Boca no le pierda el cariño.  Lo voy a querer por lo que hizo como futbolista, mas allá de su paso como entrenador”.

Carlos Bianchi

“Bianchi es una persona superdotada, él siempre ama al futbolista por eso no dirigió la Selección. Nunca lo escuché hablar mal de nadie. Grondona le ofreció la Selección con poco tiempo para el Mundial. Carlos hubiese sido campeón mundial con la Selección Argentina”.

 Marcelo Bielsa

“Bielsa es un estudioso del fútbol. Porque al fútbol hay que estudiarlo. Hoy y siempre (junto al Bambino Veira) van a ser los mejores entrenadores de Argentina”

Lionel Messi

“No hace falta tener al mejor entrenador en la Selección, necesitás jugadores con cojones para jugar ante las potencias. Todos le echan la culpa a Messi, él da la vida por la Selección.  Messi juega con una selección que no tiene valentía, tiene que tener gente adecuada para que triunfe. Messi no ganó nada, pero dio el corazón por la Selección. Tenemos que estar agradecidos porque vistió la camiseta argentina”.

Hinchada de Boca

“La gente de Boca, cuando el equipo va mal, más grita. Los de River y los de otros equipos no son así.  Boca es único, lo viví durante cuatro años.  La gente de Boca ama al club. Boca es maravilloso. Es lo más hermoso para un futbolista”.

Su pase a México

“Firmé con el Valladolid y mi abuela se muere. Y mi papá se enfermó mal, entonces rompí el contrato, me quedé  para poder cuidarlo. Después, cuando jugaba en Boca, Heller me dijo que había ofertas de México y del Nantes de Francia. Elegí México porque en mi familia se escuchaba música mexicana. Y me fue muy bien. Es un gran país. Con el pase a Veracruz cobré la deuda que tenía Boca conmigo”.

 Sus goles olímpicos

“Estuve seis o siete meses practicando con el arquero Bartero en Vélez para poder meter goles  olímpicos. También me ayudó para poder patear mejor los tiros libres”

Su famoso corte de pelo

“El corte de pelo surgió en Vélez. Me iban a llevar a Italia pero me dijeron que me tenía que cortar el pelo. Era el 83-84. Y nosotros jugábamos con pelo largo, porque era una generación que amaba el rock. Me lo corté cortito adelante y me metí la colita dentro de la camisa. Firmé el contrato. Pero  después no me di cuenta: me saqué el pelo de la camisa y el dirigente italiano me vio. Ahí le dijo al presidente de Vélez: “A este indio yo no lo llevo para Italia”

Miguel Russo

“Russo es extraordinario como entrenador, una eminencia. Muy respetuoso, metódico. Boca eligió bien, ojalá que salga muchas veces campeón”.

El significado de Boca en su vida

“Vélez en esa época era muy chico. Salí goleador y ni salí en El Gráfico. Boca me consolidó como goleador y figura. Fue lo máximo en Argentina. Fue tan maravilloso…Gracias Boca por todo lo que me diste. Es hermoso estar con la camiseta de Boca. Esperemos que Boca vuelva a salir campeón”

La Bombonera

“La Bombonera te atrae, la gente ahí pegada… el equipo rival tiene miedo”.

¿Volverías a la Argentina si Boca te convoca?

“Le diría que no porque estoy muy feliz acá en México.  Nunca voy a abandonar a mis amigos mexicanos. Estoy muy arraigado. Es muy difícil que regrese a la Argentina. Me siento mexicano, ya tengo otras costumbres.  Quiero a mí país, pero México me dio lo que nunca tuve”.

Articulos relacionados

Botón volver arriba