Marcelo Yorno: “Jugué en el club del que soy hincha y con Maradona”

El exarquero xeneize habló en ConectadosXBoca de todo lo que representó su paso por la institución.

“Estuve 14 meses y disputé solo cuatro partidos, la gente no se debe ni acordar de mí. Pero cumplí el sueño del pibe porque soy hincha de Boca. Fue la frutilla del postre de mi carrera”.  Marcelo Arturo Yorno habla con el corazón en la mano en los micrófonos de ConectadosXBoca, que se emite por Cadena Xeneize.

“Mi primer partido en Boca fue justo ante Estudiantes (09-12-95), y  si bien lo perdimos, nunca lo voy a olvidar. Cada vez que enfrenté a Boca quise jugar el mejor partido de mi vida para que Boca se fijara en mí. Cuando fui a Boca tenía 34 años, por eso repito que fue la frutilla del postre. Yo jugué en el club del que soy hincha y con Diego Maradona. Eso es para pocos”, revela el ex arquero xeneize desde su Necochea natal.

“El arco de Boca es algo especial. Me tocó entrar en el medio de un partido y para reemplazar a un referente con Navarro Montoya. Lo viví como el partido de mi vida: mi debut en Boca nada menos. Una experiencia extraordinaria”, indicó.

“Interiormente creo que si hubiese tenido más posibilidades de demostrar mis condiciones hubiese atajado mucho tiempo, pero las cosas no sucedieron así. Yo le decía al Mono que me preste un poco el arco de Boca. Me decía que no, porque le iba a ser difícil volver a atajar. Nos reíamos con eso”, confesó Yorno, quien agregó: “A Boca no fui para ser suplente. Hablé con el presidente Alegre y el técnico Marzolini y les dije que iba a pelear la titularidad. La realidad fue otra: tenía un monstruo con ocho años en el puesto como el Mono. Pero jamás bajé los brazos y entrené para ser cada día mejor”.

El audio completo de la entrevista con Yorno

 

Maradona

“Me di el gusto de jugar con Maradona, el más grande. Tenemos la misma edad que Diego así que hablamos mucho, un fuera de serie”.

Bilardo

“Había un respeto muy grande con Bilardo. Yo venía de la escuela de Estudiantes así que lo conocía muy bien”

Jugar en La Bombonera

“Lo viví desde adentro y afuera, Tuve la suerte de estar como jugador de Boca y como rival.  La Bombonera es espectacular, distinta a todas. Indescriptible. No se puede explicar lo que uno vive ahí adentro. Es una sensación hermosa”.

Un referente en el puesto

“Mi viejo fue mi referencia. A mi lo que menos me gustaba era atajar, a mi me gustaba jugar de delantero, hacer goles. Después le agarré el gustito al arco.  El Loco Sánchez era el arquero que yo nombraba de chico. Después descubrí al Mono”.

Riquelme

Tuve la suerte de ver a Riquelme, de una categoría tal que lo llevó a ser de los mejores jugadores del mundo. Román la rompió toda cuando debutó. Nos sorprendió a todos. El equipo jugó bárbaro y el movió todos los hilos”.

Andrada

“Andrada lo había visto en Lanús y en Boca lo ratificó: tiene un nivel extraordinario. Es el mejor arquero del fútbol argentino, por lejos. Es muy seguro y da mucha tranquilidad a sus compañeros”

Roffo o Rossi

“Es muy difícil para Roffo siendo tan joven. Mirá a  Rossi que se tuvo que ir pese a salir campeón y andar bien. Un arquero joven al que le tienen que pasar cosas. El arco de Boca es muy pesado, no es para cualquiera”

Su fallido regreso al club

“El Bambino Veira me quiso llevar a Boca y justo había firmado con Español. Hice lo imposible para rescindir pero el presidente Rios Seoane no me dio la posibilidad de volver a Boca”

Pateador de penales

“Fui el tercero arquero del fútbol argentino en patear un penal, antes que Chilavert. El paraguayo  siempre hacía su negocio. Lo conocí fuera del fútbol y es un tipo sencillo, nada que ver a lo que mostraba en la cancha”.

Tchami

“Jugué con Alphonse, todo un personaje, compartimos un montón de cosas. Una vez me prestó su camioneta para que yo pueda asistir al casamiento de mi hermana en Necochea. Tengo los mejores recuerdos del camerunés”

Palermo

“A Martín Palermo lo conozco de chiquito en Estudiantes. Peloteaba con nosotros, ya se le veía su potencial. Y después se vio que tenía nivel mundial”.

Atajar en Boca

“El arco de Boca es algo especial. Me tocó entrar en el medio de un partido y para reemplazar a un referente con Navarro Montoya. Lo viví como el partido de mi vida: mi debut en Boca nada menos. Una experiencia extraordinaria”.

 

Etiquetas

Articulos relacionados

Botón volver arriba
Cerrar