Analizamos al próximo rival: Tigre

El Xeneize se enfrenta al Matador por 3ra vez en 45 días, buscando recuperarse de la derrota en Santiago del Estero.

El Boca de Battaglia busca recuperarse de la derrota ante Central Córdoba, recibiendo al Matador de Victoria. Tres veces en 45 días se van a cruzar los equipos de Battaglia y Martínez. Por ahora la supremacía es Xeneize, que ganó ambos encuentros. La caída en Santiago no era esperada. El equipo tuvo malos momentos, pero igualmente hizo méritos para llevarse algún punto o incluso hasta los 3 puntos. Le toca recuperarse.

¿Cómo llega Tigre? Triunfo ante Unión en Santa Fe y empate ante Barracas en Victoria. 4 puntos de 6 en el comienzo, para el Matador, que como bien sabemos hace muy poco fue subcampeón del fútbol argentino, luego de perder la final con Boca. No tuvo tiempo ni de relajarse que ya comenzó el nuevo torneo. En lo que va del 2022 lleva 17 partidos con 7 triunfos, 7 empates y 5 derrotas. Jugando como visitante serian 2 triunfos, 3 empates y 3 derrotas.

En estos primeros 2 encuentros el Matador convirtió 3 goles y recibió 2. Promedia 14.5 disparos, de los cuales 5 van al arco y también promedia 1 ocasión clara por encuentro (0.5 desperdiciadas). Su posesión es del 57.5%. En Copa de Liga estos números fueron similares en algunos aspectos. 20 goles anotados y 17 recibidos en 17 encuentros. Además, promedió 14.3 disparos (4.5 al arco) y 52.2% de posesión.

En este torneo ha comenzado destacándose Facundo Colidio que ante Unión convirtió 1 gol y cedió otro. Víctor Cabrera también ha comenzado con solidez. 6.5 despejes, 4 intercepciones y 5.5 duelos ganados por encuentro(65%). Recién está comenzando el torneo. Si hablamos de la Copa de Liga podemos destacar a Prediger (3.6 quites, 3 despejes, 1.4 intercepciones, 9.4 duelos ganados). Tampoco hay que olvidar el gran torneo de Lucas Blondel, que convirtió 3 goles y promedió 1.4 pases claves,3.4 quites, 1.4 despejes y 6.8 duelos ganados.

¿Cómo formará el equipo de Martínez?. Seguramente tenga cambios del 11 que no pudo ganarle a Barracas. No podrán estar Luciatti y Alexis Castro y volvería Equi Fernandez por Menossi, Zabala por Obando y Retegui por Magnin. Un Probable: Marinelli; Blondel, Cabrera, Demartini, Prieto; Equi Fernández, Prediger, Zabala; Protti, Retegui o Magnin y Colidio. El 4-2-3-1 que suele convertirse en 4-4-2.

Martínez en general ha apostado al 4-2-3-1, pero no siempre sus sistemas son simétricos. Generalmente, uno de los que van por afuera suele saltar a presionar al central rival y no retrocede con el lateral, quedando para defender con un 4-4-2. Últimamente, Martínez ha priorizado cerrar más el carril central y tapar el pase de los centrales, que evitar la subida de los laterales. En los partidos pasados siguió con su estilo de cambiar. Ante Unión busco con un 4-2-3-1 donde Alexis Castro jugó más del medio a la izquierda y suelto y Zabala hacia su trabajo de cerrarse o armar el 4-4-2, mientras que Protti iba a la derecha. Ante Barracas decidió hacer ingresar a Menossi por Equi, Obando por Alexis Castro y Colidio por Zabala. En ese caso el sistema fue más cercano al 4-4-2. Ante el Xeneize estaría repitiendo 9 de 11 jugadores, con la excepción de Castro lesionado y Luciatti expulsado. Seguramente buscará implementar una idea cercana a la del 2do tiempo de esa final, con Equi Fernández más cerca de Prediger, para atraer a los volantes de Boca y ganar la espalda de Molinas con Blondel o Protti.

¿Cuáles serán las claves?:

  • Villa y Zeballos. Boca siempre depende del desequilibrio de sus extremos y eso no va a cambiar. Veremos que tipo de partidos tienen, para saber cómo va a responder Boca. Zeballos viene creciendo jugando por la derecha y tener la confianza de la titularidad le va a servir, para seguir tomando confianza. Villa como siempre será la principal carta. Hasta ahora a Tigre no le pudo convertir, pero sí dio 3 asistencias en 2 partidos.
  • Zona izquierda de Varela. Al costado de Alan y delante de Fabra. Ahí es donde venimos insistiendo que hay una debilidad. Aguirre en Lanús, Ojeda en Godoy Cruz, Rojas en Racing, Pitton en Arsenal, Metilli en Central Córdoba. Cuando los rivales le dan libertad al que juega por la zona derecha para cerrarse, Boca no lo marca bien. Es un hueco que no es responsabilidad de nadie en particular, pero si de todos. Varela, Oscar Romero o Ramírez, Fabra. No hay buena coordinación para taparlo. Tigre tratará de poner a Protti ahí o si no a Blondel que suele buscar la espalda del interno rival.
  • Recuperar la solidez. Ante Arsenal y ante Central Córdoba el equipo atacó bien, pero dejó dudas, porque los centrales se las transmitieron. Figal e Izquierdoz tuvieron un mal primer tiempo ante Arsenal, que repercute en el equipo y también paso lo mismo entre Cali y Rojo contra CC. López los complicó mucho. Retegui y Colidio buscarán seguir dejándolos con dudas.
  • Chance para Aaron Molinas. Linda chance para el joven volante. Ante el bajo nivel de Ramírez y el viaje de Oscar Romero, la posibilidad para Aaron ya no podía postergarse más. Veremos si puede aprovecharla. Debe juntar pases, darle respiro al equipo y luego realizar eso buenos pases que siempre le da a Villa al espacio.

 

El Xeneize no quiere perderle pisada a los de arriba y para eso debe ganar. En la Bombonera no hay que perder mas puntos. El Templo debe empezar a ser inexpugnable

Esteban Sanchez

Bostero, Riquelmista y Messista.. En mi equipo siempre juega Leandro Paredes.

Articulos relacionados

Botón volver arriba